Carrito de compra
Publicidad Publicidad

El blog de Mariano

Tú decides la relación que llevarás con tu hijo

No podemos ni debemos evitar que nuestros hijos adolescentes empiecen a enfrentar un sinfín de emociones, experiencias y sentimientos ya sea de gusto o tristeza, de libertad u opresión o de certeza e incertidumbre, los cuales, sin duda, moldearán su carácter.

Recuerda que tú decides la relación que llevarás con tu hijo, para ello te sugiero lo siguiente:

-Empieza por confirmar el amor que sientes por él y no por lo que tú quieres que sea o haga.

-Acepta los cambios de estado de ánimo por los que pasa tu hijo o la falta de interés en algunas cosas que tú consideras debiera hasta emocionarse, no gastes energía al enojarse por ello, ellos pasarán.

-Ayuda a tu hijo a reconocer que todos podemos aprender de los errores, que es parte del aprendizaje.

-Ocupa más de tu tiempo señalando lo bueno que hay en él en lugar de lo malo.

-Demuestra tu orgullo por él, comparte sus logros con la familia, con los amigos y exhibe en algún lugar de la casa sus premios, fotos o diplomas que lo acrediten.

-Acepta o pide su ayuda en algo que sea bueno y de lo cual tú puedas aprenderle.

Lo jóvenes que se sientes seguros de sí mismo son aquellos que mejor manejan las presiones a las que se ven expuestos.

#PiensaPositivo

No podemos ni debemos evitar que nuestros hijos adolescentes empiecen a enfrentar un sinfín de emociones, experiencias y sentimientos ya sea de gusto o tristeza, de libertad u opresión o de certeza e incertidumbre, los cuales, sin duda, moldearán su carácter.

Recuerda que tú decides la relación que llevarás con tu hijo, para ello te sugiero lo siguiente:

-Empieza por confirmar el amor que sientes por él y no por lo que tú quieres que sea o haga.

-Acepta los cambios de estado de ánimo por los que pasa tu hijo o la falta de interés en algunas cosas que tú consideras debiera hasta emocionarse, no gastes energía al enojarse por ello, ellos pasarán.

-Ayuda a tu hijo a reconocer que todos podemos aprender de los errores, que es parte del aprendizaje.

-Ocupa más de tu tiempo señalando lo bueno que hay en él en lugar de lo malo.

-Demuestra tu orgullo por él, comparte sus logros con la familia, con los amigos y exhibe en algún lugar de la casa sus premios, fotos o diplomas que lo acrediten.

-Acepta o pide su ayuda en algo que sea bueno y de lo cual tú puedas aprenderle.

Lo jóvenes que se sientes seguros de sí mismo son aquellos que mejor manejan las presiones a las que se ven expuestos.

#PiensaPositivo

Leer más...

¿Cuántas expectativas te has hecho respecto a tus hijos adolescentes?

¿Recuerdas cuando te hablé de las falsas expectativas y de cómo éstas se vuelven en muchos casos la causa de nuestros problemas cotidianos?

Hoy quiero preguntarte ¿cuántas expectativas te has hecho respecto a tu hijo adolescente?

Debes saber que las expectativas alejan la paz de tu mente, te hacen obsesivo y limitan tu visión sobre el mundo y lo que te rodea.

Qué tal si intentas pasar de la expectativa al objetivo. Yo sólo quiero compartir contigo cinco puntos que considero de mucha ayuda para una buena relación entre  padres e  hijos adolescentes:

1.- Reconoce el punto de vista de tu hijo, no siempre tienes que estar de acuerdo con él, pero cuando sí lo estés, acéptalo y dale su justo valor.

2.- Ayuda a tu hijo a aprender a tomar decisiones y resolver problemas de manera independiente.

3.- Motívalo a demostrar su madurez de una forma sana, participando en algunas actividades extraescolares sean deportivas, culturales o tomar un trabajo de medio tiempo.

4.- Permítele que experimente el éxito identificando y reforzando aquello que realice especialmente bien, si festejas sus fortalezas será más fácil hablar de sus habilidades.

5.- Si algo que has hecho o dicho no está funcionando, atrévete a cambiarlo, esto será una buena forma de mostrar a tu hijo que nunca es tarde para cambiar.

#PiensaPositivo

Leer más...

El ejemplo lo dice todo…

Si eres fumador o fumadora seguramente te habrás cuestionado si tienes derecho o no de pedirle a tu hijo adolescente que no fume.

Quiero sugerirte que no tomes esto como una razón para evitar ayudar a tu hijo en este importante estado de riesgo.

Investigaciones muestran que si bien es cierto que los hijos de padres fumadores tienen más posibilidades de fumar, también se ha encontrado que cuando los padres de estos jóvenes hablan de ellos al respecto y les informan de las consecuencias de este nocivo hábito la respuesta es positiva.

Exponle las razones por las que él no debe fumar. Principalmente su edad y el riesgo de volverse adicto y de adquirir graves enfermedades relacionadas con el tabaquismo.

A partir de ahora, te sugiero tomar algunas medidas que pueden ayudar a disipar su interés en el cigarro: Evita tanto como sea posible fumar en su presencia e intenta involucrarte con él en alguna actividad deportiva.

 

#PiensaPositivo

 

Leer más...

Él contará contigo por el resto de tus días

La estabilidad emocional dentro de la familia a través de manifestaciones de amor y cuidado, así como una buena comunicación entre los integrantes puede ser la mejor arma contra las adicciones.

Si desde la niñez estableces una relación de comunicación y confianza con tus hijos, ésta se fortalecerá con los años y en su adolescencia será la base que los ayude a enfrentar el inevitable riesgo de adquirir algún hábito nocivo para su salud, como podría ser fumar.

Recuerda que los jóvenes suelen sentir que todo el mundo está en su contra o bien que son el centro de atención en la vida de quienes le rodean, se deprimen con facilidad y sienten ansiedad o tristeza.

Ayúdalo a aceptar lo que siente y a no tener miedo o pena por ello, tú sabes que en muchos casos los amigos a esta edad no son de mucha ayuda y la falta de confianza en los padres crea un sentimiento de soledad y angustia.

Ayúdalo con amor a descubrir sus fortalezas y a reconocer sus debilidades, esto contribuirá a moldear su confianza y seguridad en él mismo.

#PiensaPositivo

Leer más...

¿Tú, estás dispuesto al cambio?

Quiero compartir contigo una muy interesante reflexión que encontré en un libro que se refiere a la medicina china:

Un hombre no está enfermo porque tiene una enfermedad, sino que tiene una enfermedad porque está enfermo.

En otras palabras, describen a la enfermedad como una manifestación del cuerpo cuando sus defensas están débiles y sus recursos sobreexplotados y entonces múltiples factores conspiran para permitir la enfermedad.

Por ello es necesario que antes de hacer cualquier cambio, comprendas el impacto que cualquier hábito o actitud tiene en tu salud actual y futura.

Te sugiero escuches atentamente y respondas las siguientes preguntas:

¿Estás dispuesto a dejar de usar la comida, el alcohol o pastillas para ayudarte a dormir, relajarte o sentirte de buen humor?

¿Estás dispuesto a hacer algo que contribuya a aumentar tu energía aunque esto signifique dejar algunos hábitos cómodos?

¿Estás dispuesto a mejorar tus problemas digestivos aun si esto significa dejar de comer o reducir el consumo de lo que te provee un gusto temporal?

Si respondiste sí a estas preguntas es que estás listo para hacer los cambios de manera consciente, si contestaste que no, tal vez necesitas más de tiempo, sólo te sugiero que este tiempo no implique esperar a que te sientas realmente mal para hacerlo.

#PiensaPositivo

Leer más...

Cuida tu alimentación

Si acaso te has preguntado si Mariano en tu vida busca el balance perfecto en tu vida o el estado perfecto de tu salud, quiero decirte que no, de ninguna manera la perfección es el reto.

Nuestro reto, tuyo y mío, si así lo deseas es ayudarte a descubrir y mantener la capacidad curativa que llevas dentro.

Mi deseo es motivarte a que intentes hacer ejercicio, tomar más agua, que reduzcas el estrés en tu vida y que despiertes en ti el deseo y la inspiración de enriquecer tu vida personal.

Yo me sumo a la voz de aquellos expertos que afirman que un cambio positivo en nuestra alimentación y modo de vida son la forma más efectiva de recuperar tu salud y fortaleza.

Cada uno de nosotros tenemos nuestras propias necesidades y propio estilo de hacer las cosas, todo lo que aquí te he venido sugiriendo debe ser susceptible de adaptarse a ello.

Por su puesto no vas a cambiar tu forma de comer en un solo día o a lograr que tu digestión se regularice en una semana o que tu fatiga de años desaparezca en unos días, pero lo que sí creo que conseguirás –de ser constante- es que los beneficios de esos cambios que te atrevas a realizar, permanezcan en tu vida siempre.

No importa que tan grande o pequeño sea el paso que des, lo importante es darlo.

#PiensaPositivo

 

Leer más...

Toma el control de tu salud

Si tienes la intención de mejorar tus hábitos alimenticios y/o empezar una rutina de ejercicio físico, pero te encentras bajo algún tratamiento médico o condición especial de salud, te sugiero que comentes con tu doctor antes de iniciar cualquier cambio.

Un paso importante para el mejoramiento de tu salud tiene que ser el mejorar la relación con los médicos y enfermeras, es decir, el aprender a solicitar su consejo al mismo tiempo que no tener miedo a preguntar lo que no has entendido o lo que consideras puede ser para ti una buena alternativa que te ayude a mejorar tu condición física.

Sé abierto, explícito en la descripción de tus síntomas y malestares pues nadie más que tú sabe lo que sientes.

Si te encuentras con uno de estos médicos que no deja hablar al paciente o que no le da importancia a lo que dices, intenta primero convencerlo de que lo que quieres es cooperar con él para el bien de tu salud, pero si no te escucha cambia de doctor.

No temas hacer entender a tu doctor que estás ahí porque sabes que él es el experto, pero que también sabes lo importante que es que él te escuche, para así asegurarse – por ambas partes- que el tratamiento sugerido es lo que necesitas.

Participa, sé activo, involúcrate en todo lo que a tu salud se refiere, sin duda te dará buenos resultados.

 

#PiensaPositivo

Leer más...

¿Tienes hijos adolescentes?

Como bien sabes la adolescencia es determinante en la formación de hábitos y actitudes respecto a la condición y forma de tratar nuestro cuerpo para cuando llegamos a la edad adulta en la que los únicos responsables de nuestra salud somos nosotros mismos.

Como un ejemplo claro tenemos las alarmantes estadísticas sobre los fumadores activos menores de 18 años y el número de personas que en nuestro país fallecen por causas relacionadas con el tabaco.

Según la Secretaría de Salud y la Organización Mundial de la Salud en México se reporta un millón de fumadores activos menores de 18 años, lo cual equivale a dos veces el número de jóvenes inscritos en la secundaria, sólo en el Distrito Federal.

Y el número de muertes relacionadas al tabaco asciende a 53,000 personas al año, el equivalente a 150 decesos diarios. ¿Alarmante verdad?

Si eres mamá o papá de adolescentes y éstos están iniciando sus estudios de secundaria, tienes que aceptar que el riesgo de que tu hijo sea un fumador activo ha aumentado considerablemente.

Tu orientación al respecto contará para el desarrollo de su vida, pero sobre todo con el ejemplo. Tal vez ponga cara de aburrido cuando le estés hablando o pretenda mostrarse molesto porque lo estás tratando como niño, pero de una u otra forma escuchará lo que dices, tú no te desanimes, no hay peor lucha que la que no se hace y tratándose de tus hijos, bien vale la pena.

#PiensaPositivo

Leer más...

¿Tienes el control de tu vida?

Quiero dirigirme a ti, quien como mamá soltera ha pasado por un sinfín de momentos y situaciones nada fáciles.

Quizá eres alguien feliz con tu maternidad y esto te ha realizado como mujer, te ha dado una razón muy importante para vivir contenta y con fortaleza.

O quizá eres alguien que se arrepiente por no haber prevenido el embarazo y vives en constante conflicto con tus responsabilidades maternas, lo cierto es que hoy está aquí y tienes la fortuna de saberte acompañada en tu vida por un ser que te ama y necesita de ti.

Tu vida ha dado un giro de 180 grados desde el momento en que supiste que serías mamá. Hoy no tienes mucho tiempo de pensar en ti, pues entre tu trabajo y tu bebé la vida pasa. Sin embargo, es importante que no te olvides de ti, de tu persona y sobre todo, de lo vulnerable que tu vida sexual puede ser en este momento.

El agobio de tus nuevas ocupaciones y demandas maternas puede crear en ti una mayor necesidad de encontrar una pareja que te apoye y ofrezca el amor y compresión que necesitas.

Claro que tienes todo el derecho de volver a creer en alguien, de volver a amar si así lo deseas, pero no permitas que tus emociones dominen tus acciones: lo único que te sugiero es que esta vez no te olvides de prevenir inteligentemente si aún no estás lista para tener otro bebé, ya sea con una pareja o tú sola.

 

#PiensaPositivo

Leer más...

El dinero es como las personas, te responde según lo trates

Hace algo de tiempo tuve la oportunidad de leer algunas recomendaciones de un experto en finanzas y me encontré con esta reflexión: “El dinero es como las personas” y yo estoy de acuerdo con el especialista y espero que tú también lo estés después de leer lo siguiente:

¿Cuándo hablas de tu dinero siempre dices que no te alcanza para nada y que no te rinde? ¿Lo cuidas o lo dejas en todas partes, incluso lo pierdes con facilidad?

¿Pones atención a las fechas de pago, revisas los cargos extras, las condiciones de uso de tus tarjetas y líneas de crédito o simplemente pagas lo que dice el estado de cuenta?

¿Eres respetuoso con lo que ganas? ¿Lo recibes con gusto o todo lo contrario, te enojas por la cantidad que recibes?

¿Trabajas durísimo cinco, seis o hasta siete días a la semana y te gastas todo lo que ganas en un fin de semana?

Si contestas de manera honesta a estas sencillas preguntas, tú distinguirás si tu dinero está reaccionado de acuerdo con la forma en qué lo tratas.

No desprecies tu dinero, valóralo, aunque no siempre te dé lo que deseas; en lugar de gastarlo todo, o más de lo que tienes, cuídalo y hazlo crecer.

 

#PiensaPositivo

Leer más...

Valora el poder que la sexualidad tiene en tu relación de pareja

Los expertos aseguran que ninguna otra actividad impacta de manera positiva en la mayor parte de nuestro cuerpo como hacer el amor.

Incluso algunos aseguran que nuestra sexualidad permanece activa mientras estamos vivos.

Si esto es cierto, te sugiero que en tu lista de prioridades no olvides poner tu sexualidad como algo realmente primordial.

Algunas personas tienden a descuidar esta área de su vida una vez que contraen matrimonio o viven en pareja, porque consideran que a partir de este momento las prioridades son la atención a los hijos, a su hogar y al trabajo.

Considero que cuando dejas de pensar en tu sexualidad dejas de pensar en una importante condición del ser humano. Y esto sin duda conlleva serias repercusiones en tu relación de pareja, pero aún más en tu desarrollo humano.

Tus deseos, dudas, creencias y tus miedos respecto a tu sexualidad bien merecen tu atención. No importa tu edad, si tienes hijos o si trabajas más de ocho horas, siempre puedes encontrar un momento para expresar tu sexualidad con tu pareja.

Hacer el amor mejora tu salud física y emocional, además embellece tu rostro.

 

#PiensaPositivo

Leer más...

No te quedes sola con todo el trabajo

¿Ambos trabajan, pero resulta que sólo tú te haces cargo de los quehaceres domésticos?

¿Quieres que tu marido o pareja te ayude, ¿verdad?¡ Muy fácil! Deja que lo haga a su manera y no lo critiques.

La queja de los hombres respecto a los quehaceres de la casa no es precisamente el tener que hacerlos, sino que nunca quedan bien.

Existen muchas formas de cambiar de pañal, de doblar la ropa o entretener a los niños y sin, duda, tu forma de hacer las cosas es perfecta, pero no la única. Reconócelo, hasta hoy no se sabe de ningún niño traumado porque algunas veces le pusieron el pañal al revés ¿o sí?

Criticarlo o pedirle que haga los quehaceres como tú los haces es mejor y más rápido camino a que te quedes tú sola con todo el trabajo.

Te sugiero que a partir de hoy le brindes tu confianza y la libertad de hacer las cosas de acuerdo con sus posibilidades, recuerda que la perfección y el hábito vienen con la práctica y el tiempo.

 

#PiensaPositivo

Leer más...

Involúcrate en todo lo que a tu salud se refiere

Si tienes la intención de mejorar tus hábitos alimenticios y/o empezar una rutina de ejercicio físico, pero te encentras bajo algún tratamiento médico o condición especial de salud, te sugiero que comentes con tu doctor antes de iniciar cualquier cambio.

Un paso importante para el mejoramiento de tu salud tiene que ser el mejorar la relación con los médicos y enfermeras, es decir, el aprender a solicitar su consejo al mismo tiempo que no tener miedo a preguntar lo que no has entendido o lo que consideras puede ser para ti una buena alternativa que te ayude a mejorar tu condición física.

Sé abierto, explícito en la descripción de tus síntomas y malestares pues nadie más que tú sabe lo que sientes.

Si te encuentras con uno de estos médicos que no deja hablar al paciente o que no le da importancia a lo que dices, intenta primero convencerlo de que lo que quieres es cooperar con él para el bien de tu salud, pero si no te escucha cambia de doctor.

No temas hacer entender a tu doctor que estás ahí porque sabes que él es el experto, pero que también sabes lo importante que es que él te escuche, para así asegurarse – por ambas partes- que el tratamiento sugerido es lo que necesitas.

Participa, sé activo, involúcrate en todo lo que a tu salud se refiere, sin duda te dará buenos resultados.

#PiensaPositivo

Leer más...

Tú, ¿Cómo vas por la vida?

Abandono, divorcio, separación o la propia decisión de ser madre pueden ser algunas de las razones para ser madres solteras.

Pero no son las razones lo que hoy me ocupa, sino la enorme responsabilidad y trabajo que recae en las madres en cuanto a vivienda, comida, transporte, escuela y atención médica para sus hijos.

Las presiones de esa gran responsabilidad frecuentemente las hacen vulnerables a los comentarios o consejos “no pedidos” de las personas que las conocen y hasta de la misma familia, aumentando con esto la angustia y preocupación respecto a si se hacen las cosas bien o no.

Yo les sugiero a estas mujeres que no se preocupen por cometer errores, es mejor que acepten el hecho de que los van a cometer, como cualquier otra mamá o papá.

El mejor medidor de lo que estás haciendo deben ser tus propios hijos, ellos serán tus mejores y más confiables maestros, te lo aseguro.

No olvides lo siguiente: una forma de saber cuánto vas por el camino correcto es cuando veas a tus hijos tranquilos, si por el contrario los notas ansiosos y lloran por cualquier cosa, es que andas en la senda equivocada.

#PiensaPositivo

Leer más...