Carrito de compra
Publicidad Publicidad

Los Consejos del Sabio

Un esposo fue a visitar a un sabio consejero y le dijo que ya no quería a su esposa que...

Era el inicio del año escolar, dentro del salón de clases se encontraba la maestra al frente de sus alumnos...

“Tu única obligación es estudiar y prepararte bien porque en esta casa no hay un papá que vea por tu...


Visualiza tu vida

Algo muy importante para definir tu misión en la vida es crear la visión de dónde quisieras llegar o estar en tu futuro, pues precisamente esto te orientará y dará enorme fuerza en tu búsqueda del cambio.

Una forma ideal de crear tu visión es, literalmente, verla en tu mente. Ésta será única y absoluta y debe reflejar todo lo que eres y lo que no quieres ser, es decir, visualizarte íntegramente, con virtudes y defectos e imaginarte en dónde, cómo y con quién quieres estar en tu futuro.

Una vez involucrado en esta creación, todo lo negativo que has cargado a lo largo de los años no cabrá más en tu mente porque este espacio será ocupado por las perspectivas positivas que aporte tu visión, lo que será enormemente constructivo para tu vida.

No olvides que en este proceso debe participar tanto tu mente como tu corazón. Debes contemplar al igual que imaginar. La contemplación es mirar hacia tu interior con ojos críticos, cuestionarte de manera amable pero exigiendo honestidad. Imaginar es involucrar tus sueños, dejarte ser y desear lo que sientas sin juzgarte ni limitarte.

Para construir tu visión tendrás que pasar algún tiempo a solas, contemplando e imaginando la vida que deseas tener. Trae tus notas contigo, escribe sin reprimir lo que te venga a la mente, léelo y corrígelo las veces que sea necesario hasta que estés convencido de lo que quieres. Sabes que puedes lograrlo basándote en lo que eres y en lo puedes hacer mejor que nadie.

 

#PiensaPositivo

Leer más...

Pensamientos, palabras y actitudes…

Podríamos llamarle pensamiento, actitud o estilo positivo o punto de vista optimista.  Realmente es irrelevante como lo llamemos, lo valioso y fundamental es el ser capaces de mantener una actitud positiva en la vida.

Esta actitud positiva es la combinación de tres factores esenciales:

 

  1. Palabras positivas tales como: Fe, honestidad, amor, integridad, esperanza, generosidad y buen sentido común.
  2. Poder mental, es decir usar tu mente como una herramienta.
  3. Actitudes: Tu relación y sentimientos hacia ti mismo y hacia los demás ante una situación, circunstancia o cosa.

No hay misterio o magia en esta interpretación, solo sentido común para comprender que se trata de una forma sana de pensar, actuar y reaccionar ante las dichas y desdichas de la vida.

Quiero proponerte que hagas un sencillo ejercicio. Intenta recordar a alguna o algunas personas que conozcas que hayan experimentado alguna mala experiencia  y como reaccionaron ante ésta de acuerdo a su permanente actitud positiva o negativa ante la vida. Muy posiblemente habrás observado una gran diferencia, los que a pesar de todo siguen con el mejor ánimo y hacen todo por sobreponerse a lo ocurrido y quienes permanecen en el lamento continuo, y por desgracia pasan de un infortunio a otro.

Después inténtalo contigo, identifica qué tan positivo eres en función de cómo te va en la vida.

Te prometo que la actitud positiva tendrá siempre el poder de cambiar tu vida si ésta no es como tú quisieras.

¡Convéncete! ¡Es así como funciona y no al revés!

El pensamiento positivo te fortalece, te vuelve más seguro y te alerta a abrir la puerta cuando tocan las oportunidades, te da claridad y el ímpetu para aprender de la adversidad…y algo muy importante, te ayuda a combatir el miedo ante cualquier amenaza!!

 

#PiensaPositivo

Leer más...

Gasta bien, siéntete mejor

Una alimentación nutritiva es la base de la salud. Sin duda, aquellos que lo tengan claro llevan ganado gran trecho del camino hacia su bienestar integral, ya que los expertos aseguran que llevar una sana alimentación y realizar ejercicio de manera constante, son potentes estrategias de medicina preventiva.

Quienes comen cada día en medio de llamadas telefónicas ordenando comida de diferentes lugares, en escritorios llenos de asuntos pendientes o en un auto que va de un lugar a otro, y cuyos alimentos son un par de donas y un café para el desayuno, una torta, tacos  y un refresco para la comida, y para la cena los guisados de la semana… no necesariamente están gastando menos.

¡Ojo! Existe el prejuicio de que estos hábitos se deben a nuestro escaso presupuesto o al poco tiempo disponible para comer debido a las presiones del trabajo. Esto no es precisamente la verdad, más bien se trata, hoy en día, de la poca importancia que le damos a nuestra alimentación porque hemos perdido de vista la estrecha relación que existe entre comer y sentir.

La mayoría de las personas se quejan de malestares físicos como: inflamación de intestinos, mala digestión, dolores de cabeza, insomnio, etcétera, que siempre atribuyen al estrés o a la falta de reposo. Sin embargo, nuestros deficientes hábitos alimenticios son la primera y más importante causa de esos malestares, así como del cansancio, la falta de energía y, en muchos casos, de la depresión.

Investigaciones recientes aseguran que, en muchos casos, el mal humor, la falta de ánimo e, incluso, la intolerancia respecto de algunas circunstancias cotidianas de la vida, son resultado de una alimentación deficiente.

Empieza hoy mismo a dedicar más tiempo a preparar o a elegir lo que vas a comer. Haz un esfuerzo por llevar la comida de tu casa si comes fuera o dirigirte a esos lugares en donde puedas consumir verduras y frutas frescas de la estación. Tal vez puedes prepararte en casa  algunos de estos vegetales crudos aderezados con un poco de limón y sal y llevártelos al trabajo  para evitar correr a las maquinitas cuando el hambre te ataca.

 

Elige tanto como puedas una alimentación más fresca, natural y balanceada evitando en lo posible los alimentos procesados y la comida chatarra. Hazlo por unas semanas y checa tu presupuesto para ver la diferencia que esto hace. Estoy seguro que verás grades cambios.

 

 

 #PiensaPositivo

Leer más...

¿Quieres tomar las riendas de tu vida?

¿Qué te gustaría más, ser el administrador o el dueño de tu vida?

Hay quienes emplean su mente como una herramienta y otros que su mente los utiliza para limitarlos.

A lo largo de mi carrera, he conocido muchas personas que expresan su descontento por vivir una realidad diferente a la que les indica su voz interior, que viven insatisfechos con su trabajo, que son felices a medias y que ven su desarrollo profesional como una esclavitud y no como una oportunidad.

Algunas personas le dedican toda su atención y tiempo al trabajo porque consideran que ésta es la única y más efectiva manera de alcanzar el éxito profesional en el corto plazo, sin importar el precio.

Y a cambio de este “éxito” lo que obtienen es –en muchos casos- pérdidas  significativas en su vida personal, familiar e incluso ponen en riesgo su salud. 

Lo que nos limita no es lo que somos sino lo que creemos que somos.

El conocimiento y aceptación  de la relación directa  entre las diferentes áreas de nuestra vida y el equilibrio de todo lo que compone nuestra existencia es la clave del éxito integral.

Mientras vivas tu vida como una carrera irrefrenable dedicada a acumular, serás un ser insatisfecho y frustrado o comparándote en función de los bienes y logros de los demás, olvidándote de ti mismo y de tu riqueza interior.

Quien es dueño de su vida, se ocupa de mantener congruencia entre su pensamiento y sus acciones. Su pasión en la vida surge de la claridad de lo que quiere y, por consiguiente, es capaz de asumir riesgos que otros jamás tomarían.

El ser humano es el único capaz de transformar una idea en acción o en un gran éxito. Tenemos el don de crear, visualizar y luego construir. Cuando el que es dueño de su vida define su visión tanto del mundo exterior como del interior y consolida su reto en un solo camino se convierte en un ser  ilusionado por su futuro.

Tener una ilusión es sacar lo mejor de uno. Esto te capacita para sobrevivir y crecer ante la adversidad.

 

#PiensaPositvo

Leer más...

No distraigas tu atención en lo que verdaderamente importa

A lo largo de mi experiencia me he encontrado con infinidad de parejas que hablan de la paternidad y si les preguntas cómo les va te responden con una interminable lista de lamentos: “No han dormido lo suficiente”, “no han salido con sus amigos”, “no le atinan a la mejor hora para bañar al bebé”, etcétera.

Pero si se encuentran con otra pareja que anuncia su embarazo, lejos de lamentarse se emocionan, lloran de alegría, los felicitan y los abrazan con gusto; expresan, además, todo lo hermoso e increíble que representa la llegada de un bebé a su vida.

Tú como Mamá, ¿no crees que es posible mantenerte sintonizada solo en lo maravilloso que significa ser mamá? Tal vez una forma de lograrlo sea realizando solo las cosas o actividades que son necesarias hacer hoy, en este momento, y las que pueden esperar para mañana, la próxima semana, incluso para el próximo mes, cuando te sientas menos cansada o con menos estrés.

Intenta evaluar de manera objetiva tus actividades a lo largo de cada día, tal vez te des cuenta que algunas no son absolutamente necesarias.

Enseña y apoya a tus hijos a hacer tareas aptas para su edad y acepta la forma en la que tu pareja pueda ayudarte.

#PiensaPositivo
Leer más...

Un nuevo estudio, realizado por investigadores de la Carnegie Mellon University, revela que el organismo...

Leer más...

Los árboles no producen todo el oxígeno que respiramos, la mayoría del oxígeno que hay...

Leer más...

Una investigación revela que los varones sexistas son más propensos a sufrir depresión y otros...

Leer más...

El periódico fue el primer medio de comunicación de masas y es una herramienta fundamental para el...

Leer más...

Una nueva investigación realizada por el Instituto Karolinska en Suecia concluye que las personas con...

Leer más...

Materia, energía, espacio y tiempo, todo lo que existe sin excepciones forma parte del universo....

Leer más...